martes, 17 octubre, 2017

Premio Madre Teresa al motociclista que ayuda a los niños soldado


Sam ChildersUn reconocimiento que «pertenence a los miles de niños soldado en Sudán y en el resto del mundo, que viven con el miedo constante y con amenazas todos los días». Sam Childers, motociclista estadounidense, agradeció de esta manera a la Harmony Foundation que le otorgó el Premio Internacional Madre Teresa. Oriundo de Pennsylvania, Sam abandonó una vida de drogas y de violencia para abrazar el cristianismo. Desde hace 13 años lucha para liberar de la esclavitud de la guerra a los niños de Uganda y de Sudán. La ceremonia de premiación se llevó a cabo en Mumbai.

«Nunca hay que poner límites –declaró a la agencia AsiaNews a lo que cada uno de nosotros puede hacer para salvar la vida de un niño. No puedo aceptar, ni creer que un niño inocente sea desmembrado. No puedo aceptar que los niños pierdan orejas, narices, brazos, piernas. Cuando se habla de justicia social es esencial comprometerse para obtenerla». También la hermana Prema, superiora de las Misioneras de la Caridad, envió un mensaje para felicitar al vencedor. «La beata Madre Teresa de Calcuta era una mujer increíble, admiro su valentía. A pesar de los obstáculos nunca retrocedió en su misión, y yo la sigo como ejemplo. No limitemos lo que podemos hacer por Dios, y Él no pondrá límites a lo que puede hacer por nosotros».

La Harmony Foundation, que fue fundada en octubre de 2005, trabaja para asegurarse de que la herencia de Madre Teresa sea honrada y que la justicia social prevalezca. Abraham Mathai, fundador y presidente de la asociación, explicó que «la Harmony Foundation se bate para volver a dar confianza en la compasión. Al dar un reconocimiento a las personas y organizaciones que trabajan para la sociedad, esperamos resaltar la tolerancia, la igualdad social y la paz».

Deja un comentario